Loading...

#EF00 | Espacio y Ordenación Urbana

La necesidad de posicionarse en cuanto a las infraestructuras, el uso del espacio y la planificación urbana de Gijón con la intención de enmarcar el modelo que es necesario dotar a Gijón y sus ciudadanos

  • -Cosme García: “La promoción del empleo no es competencia municipal, pero los ayuntamientos no han tenido más remedio que asumirla”
  • -Emilia Vázquez: “Falta la variable de género en el Plan General de Ordenación Urbana
  • Rubén Medina “El problema fundamental del los ayuntamientos es de financiación”

La necesidad de posicionarse en cuanto a las infraestructuras, el uso del espacio y la planificación urbana de Gijón, marcaría el primer punto del coloquio. Con la intención de enmarcar el modelo que es necesario dotar a Gijón, tomaría la palabra José Cosme. El geólogo, antes de nada, quiso remarcar que las políticas de promoción económica, así como las políticas de empleo, no son competencia directa de los municipios, aunque si responsabilidad. “Ante el fracaso del Estado y de las Comunidades autónomas, los municipios no han tenido más remedio que, ante la crisis, problemas de inmigración, exclusión social, etc., asumir este tipo de políticas”.

Partiendo de esa base, recordó que un Plan General de Ordenación no está pensado para ese tipo actuaciones en el municipio ni ser el motor para las mismas, si bien, si ha de sentar las bases para el trabajo posterior en sus diversos espectros de acción.

Introdujo la especial importancia que, tanto en Gijón como en Asturias, ha tenido y tiene el suelo industrial, en muchas ocasiones sobredimensionado, pero que tiene gran relevancia en lo que a políticas de empleo se refiere. “Es clara la labor de los gobiernos de izquierda en Gijón, en cuanto al uso y proyección de estos espacios, con el claro ejemplo del Parque Tecnológico”.

Por su parte, Emilia Vázquez quiso enmarcar la actuación del Plan General de Ordenación y, sobre todo, el fomento de políticas de empleo, en las variables de género y conciliación, que “a menudo se olvidan en todos los planes, sean municipales, autonómicos e incluso estatales”. Su alusión a estos enfoques, vino por la necesidad de adecuar, adaptar y generar espacios e infraestructuras que permitan que haya más facilidades para que mujeres y hombres puedan buscar trabajo o desarrollar sus actividades sin dejar de asistir a sus hijos e hijas, como guarderías, espacios específicos para poder dejar a los niños y niñas en centros comerciales u otras superficies, etc.

Enlazando con lo planteado anteriormente, Rubén Medina centraría su primera intervención en la Reforma de la Ley de Bases de Régimen Local mediante la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de las Administraciones Locales, que supuso un rediseño de las competencias de las administraciones locales españolas. Este cambio legal evidencia que el problema clave es de financiación repercutiendo, por tanto, en la dificultad de dotar de mayor utilidad los planes ogenerales de Ordenación, así como propuestas más concretas como las lanzadas por la anterior contertulia. Una vez más, ese hándicap, manifestados en numerosas ocasiones por parte de los sindicatos, viene dado por el nuevo marco legal laboral en el que nos encontramos, auspiciado por las dos últimas reformas laborales del PSOE y el PP.

Para acabar con la primera ronda de propuestas, retomaba la palabra José Cosme quien apuntillaba que, si bien las propuestas ofrecidas por la exdiputada de IU eran las acertadas, un Plan General de Ordenación, desgraciadamente, no contempla muchas de esas acciones para los ámbitos locales.


informacion@estacionFinlandia.com